Impacto

Llantas no recicladasEn México se desechan alrededor de 30 millones de llantas por año, 50 por minuto, de las cuales el 91% se desechan sin control alguno, 5% es renovado, 2% se utiliza como combustible y 2% se recicla, las demás acaban en tiraderos, basureros, áreas verdes o en las avenidas.

Una llanta quemada contamina lo mismo que el uso promedio de un automóvil por un año.

ZikaLos insectos, mosquitos y roedores utilizan las llantas para refugiarse y reproducirse en masa, promoviendo enfermedades como el zika y el dengue.

Las llantas crean contaminación de agua, aire, y suelo ya que no son biodegradables.

Al incendiar una llanta se liberan gases tóxicos y alrededor de 30 químicos que pueden llegar a ser cancerígenos y mutantes para el ser humano, como el monóxido de carbono, ácidos de nitrógeno, dióxido de carbono, ácidos de zinc y benceno.

¡Contáctenos!

Trabajamos en equipo con nuestros clientes, proveedores, compañeros y socios para proteger el medio ambiente y generar valor.